Pre-U: POT guide

A la hora de preparar a los alumnos para el examen oral de Pre-U no deberíamos volvernos muy locos. De hecho, casi todos los colegios del país lo han hecho bien, como se puede ver en los resultados y en los Examiners’ Reports año tras año.

El examen es el perfecto escenario que propone juego y desafío para los chicos. Les hace exprimir al máximo cada artículo y les da la oportunidad de instruir al propio examinador en un tema del que ya son expertos gracias a las largas horas investigando día sí y día también.

examenSin embargo, no deja de ser un examen y nunca va a ser algo que agrade a todos. De hecho, el examinador no deja de ser un completo extraño que llega ahí y nunca ha entablado una conversación con ellos y de repente tienen que hablar con él y se sienten juzgados. Es muy fácil decirles “ve allí y coge el toro por los cuernos”, pero con todos esos nervios ni yo, que soy nativa, estaría a salvo de cometer algún fallito.

Entonces, ¿cómo podemos hacer para que este mal trago no lo sea y acaben el examen con una sonrisa de oreja a oreja? Podríamos intentar buscar en Google algo así como: how to prepare students for oral exams, how to succeed in the Pre-U Speaking exam, o2 incluso- para los más soñadores- how to get my M1 students a D1 in the Pre-U Speaking exam, pero debo decir que no hay varita mágica ni fórmula matemática (ni siquiera una App para profes en prácticas). Aunque lo que sí que hay son unas ideas que he desarrollado en estos últimos dos años que pueden ayudarles. ¡Sigue leyendo…!

Bueno, empecemos por el Prepared Oral Topic (POT para los amigos; el artículo habrá que dejarlo para la siguiente edición):

Muchos alumnos empiezan por escoger un tema que los examinadores se saben de P a PA y que siguen oyendo año tras año en todas las escuelas. De donde no hay no se puede sacar, pero puede que aún así haya un alumno excelente que sea capaz de encontrar una perspectiva ‘original’ que capte la atención del examinador. Para mí lo más importante es darle una nueva voz al tema, sea el que sea, hacerlo tuyo.

Entonces, ¿cómo podemos ayudarles a escoger un tema?

ayuda

  1. Primero, como es su investigación y su tema, es obvio que tiene que ser algo que les interese. Con mis alumnos, suelo pedirles que escriban 5 cosas que les interesan en la vida, como deporte, política, historia, música, y después simplemente les pregunto cómo podrían aplicarlo a algo que hayamos visto en clase que les haya llamado la atención de la cultura hispánica, historia o de las noticias que leen a diario en español. Al final, tiene que ser su elección, pero siempre puedes echarles un cable.
  2. Asegúrate de que el alumno se sienta cómodo con el tema que ha escogido. Hay muchas veces que solo han optado por algo porque es más ‘difícil’ o parece que es un tema más serio y piensan que así agradarán más a los profesores o al examinador, cuando puede que de hecho, sea lo contrario (e incluso les aburran). Por favor: decid adiós a temas descriptivos, no ayudan a la discusión y no se busca una lecture. 
  3. Recuérdales que esto no es un ejercicio de clase, sino uno personal. Tiene principio, pero no fin, todos los días tienen que seguir leyendo, escuchando y, en definitiva, viviendo alrededor del tema que han escogido. Oye, si lo han escogido tienen que, como se dice coloquialmente, ‘apechugar’ con él.
  4. Por último, hay también que tener en cuenta que el alumno no repita como un loro información, sino que transmita opinión. Una buena manera para tratar el tema podría ser preguntarse: What am I trying to say? Si el tema es un poco descriptivo, hay que buscar la manera de romper con esto y darle una perspectiva analítica: What are the different perspectives on this topic? Which stance am I taking?

Una vez que ya hayan escogido el tema y estés conforme con la perspectiva que le van dando, pueden escoger escribir un ensayo donde guarden toda la información que van encontrando y pongan en práctica las estructuras gramaticales complejas que se esperan de un estudiante de Pre-U. Hay que tener en cuenta el peso que tiene la gramática en el examen y que no cometer fallos no va a garantizar un 10 sino solamente un 5, si el alumno no ha arriesgado y se ha conformado con algo simple. Otra idea sería hacer una presentación oral delante de los compañeros en clase, donde se puedan ver distintos puntos de vista en relación al tema y se encuentren más en el punto de mira, un escenario más similar al del examen.

Personalmente, lo que se me gusta es ir preguntándoles de vez en cuando qué han descubierto sobre el tema en los últimos días, así no se sienten amenazados y es simplemente una manera de reflexionar sobre su aprendizaje.

Y tú, ¿qué método sigues?

By BAS editor Belén S. Alonso